martes, 21 de febrero de 2012

Las Voces Olvidadas: lectura imprescindible



El viernes 17 de febrero, tal y como estaba anunciado, se celebró en Madrid la presentación del libro Las Voces Olvidadas. Mónica Álvarez, Mª Ángels Claramunt y Laura G. Carrascosa pusieron cara y voz a este libro. Y yo tuve la suerte de poder asistir. 

Las Voces Olvidadas aborda las pérdidas gestacionales tempranas, no solamente a nivel físico, emocional, sino también aportando datos, estudios y maneras de manejar el aborto expectante. Informando sobre técnicas médicas, sobre el mal uso de las mismas y dando información veraz, fiable y contrastada. 

Este libro, la unión de estas mujeres, junto con Cristina Silvestre (que no pudo estar), da un paso más en el tratamiento del duelo perinatal. Vamos avanzando y reconociendo el dolor de esas mujeres que un día perdieron a sus bebés. Intentando dejar atrás las normas impuestas de estas sociedad del aparentar: aparentar normalidad, aparentar que no pasa nada, aparentar que no duele. Sí, sí duele, duele muchísimo, como si te arrancaran el alma, como si se te fuera la vida, y no, no es lo normal. Porque si fuera lo normal ninguna mujer se sentiría rota y deshecha cuando esto sucede. 

Estas valiente mujeres siguen dando pasos hacia adelante y siguen ayudando a mujeres, a hombres, a familias no a superar, sino a aprender a vivir de nuevo, a vivir con una pérdida en tu camino. 

El encuentro, como no podía ser de otra manera, fue muy vivencial, muy emotivo, madres contando su experiencia, alguna lágrima, mucha emoción, muchos recuerdos pero con una gran sonrisa de todos al final del acto. 

Mónica, me encantó verte allí, segura de ti misma, de tu trabajo, con tu pequeña al pecho y sabedora de lo importante que es vuestro trabajo. Necesitamos más, mucho más, seguir avanzando, seguir escuchando a esas madres y necesitamos enseñar a esta sociedad, a esos médicos, al personal sanitario a escucharlas, a comprenderlas, poco a poco y paso a paso seguiremos hacia adelante. 

Tuve la mala suerte de no poder hacerme con el libro después, se agotó enseguida, no era para menos. Espero poder comprarlo a no mucho tardar porque sé que me lo voy a leer del tirón. 

El post de hoy quiero dedicarlo a una amiga, la madre de un buen amigo de mi hijo. Ayer me contaba que había sufrido un aborto, un bebé de nueve semanas. Era una criatura buscada con mucho amor, para completar una familia ya de por sí maravillosa. Mi amiga me confesaba entre lágrimas que había perdido a su bebé, que se sentía incomprendida, que había soportado comentarios y actitudes nefastas. Me contaba herida el mal trato en el hospital, en el servicio de urgencias. Ella nos confirma el largo camino que aún queda por recorrer. Va por ti amiga, por tu pequeño. 

18 comentarios:

unaterapeutatemprana dijo...

Me ha emocionado mucho leerte Belén y quiero hacerme con el libro. No he sufrido esto nunca, pero cuando sé de alguna pérdida el dolor de esa mamá me llega a un nivel muy profundo. Gracias por compartirlo. Un abrazo.

Silvia dijo...

Pues aquí me tienes llorando de nuevo con este tema. A veces pienso que si me afecta tanto todavía quizá sea porque no lo he superado aun... Y no será porque no conté con ayudas impagables como la tuya! Estoy con tu amiga en que el trato hospitalario es nefasto y me atrevo a decir que si las mujeres sufrimos tantísimo con esto es, en parte, por el trato que se nos dispensa en el momento mas importante, cuando todo está ocurriendo y no entiendes nada

Belén dijo...

unaterapeutatemprana, este es un libro no solo para mujeres que han vivido esta traumática experiencia sino para todos aquellos dispuestos a escuchar sin juzgar, para todos aquellos que quieran escuchar a estas mujeres. Estoy segura que te gustará mucho. Gracias por tu empatía.

Silvia, no me cansaré nunca de repetir que una pérdida no se supera, se aprende a vivir con ella, porque es algo que no puede ni debe olvidarse, porque te marca y te cambia. Lloras y no es nada malo. Hace 6 años que perdí a mi primer hijo y el viernes no pude contener las lágrimas. Lloramos porque nos duele, y aunque el paso del tiempo atenúa el dolor, el sentimiento permanece, el sentimiento de pérdida. Te recomiendo la lectura del libro y si necesitas apoyo en este sentido, ya sabes dónde estoy. Un beso.

Arual dijo...

Me ha encantado el post Brlen, tb me he emocionado, como no, hace 6 años tb de mi primer aborto, y 6 meses del ultimo, nunca olvidare el dolor y la amargura, fueron momentos difíciles, pero gracias a libros como el q tu comentas seguro q podré dar un paso mas para avanzar en esto. De nuevo Belén me ayudas, eres un sol! Q ganas de comprar el libro!!!!

Carol dijo...

No he pasado por un aborto y sólo puedo imaginar el gran dolor que se debe sentir. Pero me parece increíble los comentarios de algunas personas, algunas porque creen que ayudan restándole importancia y otras porque no saben lo que es tener tacto. Y de los hospitales ya ni hablar.
Un abrazo

Maria dijo...

Tiene que ser una experiencia durisima y además tiene que hacerse todavia más dura al sentir la incomprensión de la gente... cuando se dice "bueno ahora seguro que te vuelves a quedar enseguida.." creo que es una de las peores frases que se pueden decir a una persona q ha perdido un bebé. Apunto el libro para comprarlo, me encantaria leerlo. Muchas gracias Belen. Un besazo

Mo dijo...

Muchos ánimos para tu amiga. Sin duda, tenerte a su lado va a ser una gran ayuda. Un besote.

LA TETA REINA dijo...

Que emocionante debió de ser la presentación del libro...
Me lo apunto, seguro que será muy interesante de leer y descubrir.

Un beso fuerte y otro para tu amiga.

Eneida dijo...

Una amiga mía perdió hace tres semanas a su bebé. Estaba embarazada de ocho meses. Está destrozada, claro. ¿Crees que puede ayudarle el libro? No sé muy bien si temprana se refiere a antes de nacer, o a un estado temprano del embarazo.
Gracias por la información

MadreYMas dijo...

Gracias Belén, por la comprensión que demuestras y por hacerte eco de este tema, que algunas hemos sufrido y muy poca gente sabe cómo tratar.
Desde luego, compraré el libro.
Un abrazo a todas esas madres que aunque no llegamos a tener a nuestro bebé sano, nos seguimos sintiendo madres de esos hijos.

Belén dijo...

Arual, yo sé que la lectura de este libro te seguirá abriendo puertas, aún te quedan pasillos que recorrer y puertas que cerrar. Un beso cielo.

Carol, son increíbles sí, no puedes imaginar las burradas que puedes llegar a oir, la poca empatía de algunas personas. Y tu, temblando con una hoja aguantando el tirón, en fin....

Maria, sí es una de las peores frases, efectivamente. Y la cosa es que no hace falta mucho, cuando esto te sucede solo pides silencio, que te escuchen y respeten tu dolor. Solo con eso, ya sería más fácil.

Mo, gracias!

LA TETA REINA, Fue corta pero intensa. Para mi además fue muy emocionante, a través del foro SUA (superando un aborto) me he sentido muy cerca de alguna de las autoras, las he leído, y sin saberlo me han ayudado. Tenerlas allí delante, además emocionadas fue increíble.

Eneida, lamento la pérdida de tu amiga. No, este libro está más enfocado a las pérdidas tempranas, del primer trimestre. Pero eso no significa que la pueda ayudar, pues incluye más cositas que seguro la sirven. Este y La cuna vacía. Pero quizá ahora no es el momento de que lea nada, ahora necesita mucha comprensión, cariño infinito y muchísimo apoyo. Dentro de un tiempo puede que la venga bien, ahora necesita comprender que su duelo ha comenzado. Si puedo ser de ayuda, mi correo está en el margen derecho del blog. Un abrazo.

MadreyMás, gracias a ti guapa. Me uno a ese abrazo que envías porque efectivamente aunque el mundo lo niegue, nosotras seguiremos siendo SUS madres y ellos, aunque marcharon temprano, seguirán siendo NUESTROS hijos. Un beso grande.

Eneida dijo...

Muchas gracias Belén.
Un besito

energiapositiva dijo...

Belén Gracias por estar ahí, simplemente eso. Hace poco te mande un e-mail ya que había tenido un aborto a las 6-9 semanas y la pena era tan grande que no encontraba apoyo en nadie, nadie entendía mi gran pena. Fué una gran suerte leer tu blog, tus consejos y los comentarios de otras mujeres me han hecho ver que no estoy sola, que no soy un bicho raro por sentir la pena que tengo. Las lágrimas cada vez son menos, y cada dia lo afronto con mas serenidad (aunque sigo pensando que tengo un hijito en el cielo).
Lo dicho gracias a tí Belén y a todas las chicas del blog.

Anónimo dijo...

Perdí a mi primer bebé a las 6 semanas de gestación, tuve que escuchar a personas que me decían que era casi como si se me hubiera retrasado la regla :( Quien no ha pasado por algo asi no puede imaginar lo que duele.
Hoy tengo un un niño que es una cielo y una niña que es una princesa y soy verdaderamente feliz pero no he podido evitar llorar al leerte.
Mucho animo a todos las mamás que tenéis, como yo, un bebé en el corazón.

superamatxu dijo...

Afortunadamente no he tenido que pasar por algo así, pero no quiero ni imaginar lo tremendamente duro que tiene que ser. Así que cualquier ayuda en semejantes circunstancias imagino que será bien recibida.

Mónica Alvarez dijo...

Hola Belén!! Muchas gracias por este post. Por verdadero despiste no se me ocurrió mirar los comentarios pendientes de la web lasvocesolvidadas.com y que los tenía que dar de paso.

Me ha encantado el post. Me encantó conocerte, aunque me quedé con las ganas de haber podido estar un poquito más!!!

Este viernes 16 estaremos en Barcelona también presentando el libro. Ojalá la experiencia sea al menos la mitad de gratificante que la de Madrid.

Mil besos!!!

Mónica Alvarez dijo...

Si bien Las voces olvidadas es un libro dedicado a las pérdidas en la primera mitad del embarazo, hay capítulos extensos que pueden servir para las pérdidas en cualquier momento de la gestación y que vienen a complementar lo que ya escribimos también en el anterior libro "La cuna vacía. El doloroso proceso de perder un embarazo". Capítulos como el de las fases del duelo, el puerperio tras la pérdida, la subida de la leche, los rituales de despedida, cómo afrontar un nuevo embarazo, el miedo, los rituales de vida en un nuevo embarazo, el retomar de los ciclos... Son temas que apropiados para leer en relación a pérdidas ocurridas en cualquier momento del embarazo.
En Las voces olvidadas se reivindica el que las mamás que han tenido pérdidas muy tempranas también pasan por un duelo, también tienen derecho a sentir dolor, a sentir que su vida se ha roto, y que lo que les ha ocurrido no ha sido "un simple retraso". Yo perdí a mi bebé de 5 semanas de gestación y varios ginecólogos me dijeron que "ahí no había embrión ni había nada", restándole importancia, como si con eso fuera a ser menos doloroso. A todos les callé la boca, porque el embrión lo tuve delante mío durmiendo en una jabonera como si fuera una cunita hecha a propósito para él.
Muchas mujeres que nunca tuvieron una pérdida intuyen lo terrible que es, porque es algo que llevamos en nuestra memoria celular ya que lleva ocurriendo desde hace miles de años. Ya nadie puede permanecer indiferente, porque queremos sentir y que nos dejen vivir nuestro dolor y nuestras lágrimas.
Gracias por este espacio!

Belén dijo...

Gracias por tu comentario Mónica. Os deseo lo mejor en vuestra presentación de Barcelona. Estoy segura que será estupenda como la de Madrid.
Un beso enorme.